jueves, diciembre 11, 2008

Mis músicas

Siempre voy escuchando música. Cuando estoy en casa, por la calle, al limpiar, al estudiar. Ahora en el trabajo porque no puedo, pero antes también lo hacía... El caso es que, con tanta música escuchada, es inevitable que una buena cantidad de canciones me traigan recuerdos. Bueno, más que traerme recuerdos me golpean y me hacen revivir las situaciones como si fueran hoy mismo. A veces eso puede ser doloroso, pero, en realidad, me encanta el regusto de la música en mi boca (soy muy visceral).

De esta manera, una canción de U2 me recordará por siempre, inevitablemente, mi última primavera en Melilla.






Cuando suenan los primeros acordes vuelvo a estar al volante de mi Renault 19, con el sol en la cara y la música a toda caña, como mi voz cantando la canción. Me había levantado tempranito ese sábado porque tenía rueda de prensa, e iba hacia Rostrogordo, donde mis compis y amigos me recibieron con un 'da alegría verte sonreir', después de unas semanas bastante tristes por la ruptura con J.M. Y entre mis amigos, J., que luego se convertiría en mi pareja y que era, también uno de los motivos por los que cantaba a voz en grito.

También son recuerdos de Melilla Coldplay. Otra vez recuerdos llenos de luz (la verdad es que a pesar de todas las tormentas-de todo tipo- que viví en esa ciudad me cuesta recordarla nublada) y esta vez cargados de la melancolía de saber que algo se iba a terminar.





Esta es la canción de los días en los que mi decisión de partir iba tomando forma, cada vez con más peso. Sabía todo lo que iba a dejar atrás (principalmente unos amigos a los que sigo queriendo muchísimo y aún conservo), pero necesitaba más que nunca mirar hacia adelante y comenzar de nuevo.

La cabra es Murcia. Es Murcia porque quien me invitó a vivir allí con él me mandaba crípticos sms que resultaban ser letras de este grupo.








Así, esta canción, como muchas otras de Lichis, son imágenes de mi minipiso, pero megamoderno; de la noche que pasamos en la calle por el incendio en el primero y en la que yo me cambié y todo para bajar con toda la pachorra del mundo; de los primeros pasos como pareja adulta, que comparten algo más que un amor, sino toda la vida... Aunque esa vida compartida ahora haya acabado.

Y Murcia dio paso a un poco de desesperación y distancia que intentaba sacudirme también cantando.








Y cantaba para mí, sobre todo, para dejar atrás y mirar adelante, pensando en la compañía, pero también en mí sola. El darse cuenta de que se quiere, pero no se necesita, con lo maravilloso y terrible que puede ser eso.

Asturias son muchas canciones, porque fue bastante tiempo y porque estudiando es lo que hago, escuchar música. Sin embargo, esta significa algo.






Significa otra persona, la persona por la que me fui, por la que quise quedarme allí para toda mi vida, por la que tanto he llorado este año. Las canciones, a veces, también tiene restos tristes.


Y los últimos meses en Sevilla tienen, sobre todo, dos canciones como escenario de fondo. Bueno, en realidad son muchas más, porque últimamente estoy que no paro y, ahora que no puedo cantar, al menos las bailo... Y estas os las dejo seguidas y con imagen, porque me encantan. Me recuerdan los buenos amigos que he encontrado, la paz que poco a poco vuelve a mi espíritu, pero una paz llena de energía y de ganas de seguir adelante y arriba!

Para bailar




La reina del pop


14 comentarios:

Ulyanov dijo...

Es un post estupendo, Arwen. Me ha encantado, y sabes? Conociendo la banda sonora de tu vida se te va conociendo también un poco mejor. La música refleja los sentimientos. Y hace también que sea más fácil entenderlos, compartirlos. Un gran beso, con todo cariño!

Nils dijo...

yo creo que nos repartieron los discos de pequeños, porque no coincidimos nada en canciones que nos marcaron jejeje

Arwen dijo...

Uff, Ulyanov, pues son muchas más por cada época, sólo escogí unas cuantas. Porque en realidad me gusta todo tipo de música.
Nils, más que canciones que me marcaron son canciones que me traen recuerdos. Si no, tendrían que estar, por supuesto y por siempre el I will survive de Gloria Gaynor; alguna del disco de finales de los noventa de Cher; Forever Young; the final countdown, de Europe; muchísimas, pero muchísimas de Bryan Adams; Duncan Dhu... Bueno, un montón.
Y aunque no coincidamos en canciones que nos marcaron, muchas de las que tú recomiendas a mí me encantan :D

EsSa dijo...

A mi me pasa algo muy parecido. Me encanta la música porque me hace pensar, recordar y sentir. En mi caso destaca Bon Jovi por sus letras, pero luego tengo muchas más canciones que me trasladan mentalmente a otro lugar o me hacen pensar en lo que pudo ser y no fue, o en lo que fue... Bueno, todo esto para decir que me ha gustado mucho la entrada.

Arwen dijo...

EsSa, a mí también me encanta Bon Jovi, pero lo escuchaba más hace unos años. Pero, mejor no pienses en lo que puedo ser y no fue... Besos.

Peritoni dijo...

El mensaje de La Cabra espero que no fuera el título, jajajaja, nada subliminal!

Arwen dijo...

Peritoni, sé que el título es el que es, pero, en serio, me pareció una canción preciosa. Y, bueno, no, no era ese el mensaje, aunque algo de eso hubo :P

Efter dijo...

Tampoco concibo la vida sin música, me quedaré sordo por ir a todos lados con los cascos. Espero que nunca encuentres la tonada definitiva, eso significa que aún estás "En busca" y, por tanto, disfrutando del camino.

Arwen dijo...

Tranquilo, Efter. No creo que una canción pueda significarlo todo para mí, hay demasiadas cosas que resumir, ¿no? Y ¡ten cuidado con los cascos! :) (Yo suelo ir siempre con el mp3, pero con la música no muy alta...).

M. Jesús dijo...

Intenté hacer algo un día pero no tuve demasido tiempo, pero esto de hacer un diario musical está la mar de bien.
Ni que decir tiene que me quedo con la primera ya que aunque sea en un renault 19 o en un ferrari siempre sonará espectacularmente bien. Por supuesto Coldplay también es muy buena elección y ni que decir tiene la cabra mecanica.
Intentaré retomar la idea de hacerlo yo también.
Un beso

Arwen dijo...

No tengo muy claro por qué me dio a mí por hacerlo, pero te aviso, es muy complicado. Conforme iba escribiendo me venían más y más canciones y tuve que controlarme... De todas formas, te leeré gustosamente.

Los viajes que no hice dijo...

Qué maravilla. Puede ser un meme (hija, voy a destajo respondiendo blogs: los días de diario no tengo tiempo) y yo quiero hacerlo. Besos.

Los viajes que no hice dijo...

Te falta una: MAMMA MÍA.
¿no te recuerda a mí????

Arwen dijo...

Por supuesto Mamma mia me recuerda a ti, y faltan esa y muchas, pero es que si no, no acababa.
No había pensado hacerlo meme, simplemente me apeteció hablar de algunas de mis canciones, para ahuyentar fantasmas, en cierto modo. Pero si lo haces meme, lo leeré encantada.